Refuerzo de la seguridad de suministro en el área de Barcelona

Finalizan las obras de la nueva línea de 220 kV  Collblanc-Trinitat que une los dos extremos de la ciudad. Se trata de la línea eléctrica más importante construida en Barcelona en los últimos siete años.

 

  • Actualidad

Después de siete años de complejos trabajos, Red Eléctrica ha finalizado esta semana las obras de construcción de la nueva línea de 220 kV, entre la subestación de Collblanc y la de Trinitat, que une los dos extremos de la ciudad de Barcelona.

Esta nueva línea permitirá cerrar el mallado de la red de alta tensión en la trama urbana de Barcelona, incrementando así la seguridad y calidad de suministro de la ciudad, dado que se duplican los ejes que ya existían.

Se trata de una línea soterrada de 13,5 kilómetros que ha supuesto una inversión de 35 millones. Su construcción ha resultado complicada, ya que cruza la zona urbana mediante una zanja, si bien la colaboración del Ayuntamiento de Barcelona ha facilitado en todo momento los trabajos.

Además, la instalación incluye la nueva subestación de Facultats, la primera de las siete nuevas subestaciones que se deberán construir, según la Planificación, antes del 2020 en la capital catalana. 

Categorías: 
0 comentarios

Publica tu comentario